30 enero, 2014

Receta de bocaditos de frutos secos. Galletas de almendras, avellanas y nueces


El otro día en clase de alemán la profesora nos puso un vídeo que parecía ciencia ficción sin pretenderlo. Salía un grupo de niños jugando en un aparcamiento entre edificios de viviendas, hasta que llega uno de los vecinos a aparcar y casi-casi atropella a uno de los chavales. El señor se indigna y discute con el padre del chico, alegando que eso no es un parque de juegos. Pero el padre tiene una idea: va al Ayuntamiento y al día siguiente vienen operarios a reconvertir el aparcamiento en una zona de juegos infantiles. Cuando vuelve el conductor y se encuentra la nueva situación, al principio se enfada, pero al ver la orden oficial se calma, sonríe y se encoge de hombros "Bueno, no es mala idea. Buscaré aparcamiento en otro sitio". Y todos felices.

Bien, la profesora dice que es un vídeo interesante también porque nos enseña mucho del carácter y cultura alemanas. No sé yo si realmente funciona tan bien la burocracia germana, y si se toman las cosas tan bien si hay orden oficial por medio, pero lo que tengo claro es que en nuestro país eso es ficción pura y dura.

Nut cookies


Me sorprende sobre todo lo mal que conduce la gente, y también lo mal que se comportan muchos peatones, al menos en mi barrio. El intermitente parece que cobran por usarlo, ¿tanto cuesta señalizar los giros, salidas de rotonda y cambios de carril? Cuando salgo a correr me desespero, tengo que ir con mil ojos cuando me acerco a un cruce. Las rotondas las carga el diablo, la mayoría de conductores salen a toda leche de ellas ignorando que a continuación hay un paso de peatones. Y si me pongo a hablar de cómo las normas de estacionamiento se las pasan por el forro el 99% de personas, no paro.

¿Convertir una calle de doble sentido en un sólo carril al ocupar uno de ellos? No pasa nada. ¿Subir el vehículo a la acera porque no hay sitio? Qué más da. ¿Dejar el coche en cebreados para ir "un momento" a comprar al supermercado de enfrente? Bah, da igual que esté totalmente prohibido pisarlas. ¿Bloquear paradas de autobuses? Pues que se busquen la vida. En fin... A muchos parece que nada más conseguir el carnet se les olvida absolutamente todo lo que han aprendido en la autoescuela.

Nut cookies


Hoy vuelvo a la carga con unas galletas cargaditas de frutos secos, que me gustan mucho. Tenía restos de almendras, avellanas y nueces después de los horneados navideños así que esta receta me ha venido genial para darles salida a la vez. Domina el sabor de la avellana, que me encanta, pero podéis jugar con las proporciones según vuestro gusto. Se me ocurre que estarían deliciosas con un baño ligero de chocolate negro, aunque por sí mismas son una delicia energética y relativamente saluable.

Nut cookies


Receta de galletas de almendras, avellanas y nueces
Ligeramente modificada de Amuses bouches
Ingredientes para unas 40 galletitas

- 65 g de almendra molida
- 85 g de avellana molida
- 50 g de nueces picadas
- 100 g de harina integral
- 100 g de azúcar moreno o panela
- 1 pizca de sal
- 1 cucharadita de canela molida
- 1/2 cucharadita de clavo molido
- 3 claras de huevo L
- un puñado de frutos secos enteros para decorar

Precalentar el horno a 180ºC y preparar una o dos bandejas con papel sulfurizado. Mezclar en un cuenco la almendra y avellana molidas con la harina integral, la sal y el azúcar moreno o panela. Añadir las nueces picadas y las especias.

Batir las claras aparte casi a punto de nieve e incorporarlas a al cuenco. Mezclar bien con una espátula o lengüeta hasta conseguir una masa homogénea. Tomar porciones pequeñas del tamaño de una nuez y formar bolitas con las manos humedecidas.

Distribuirlas en las bandejas, sin necesidad de dejar demasiado espacio entre llas. Colocar una almendra, media avellana o un trocito de nuez entera sobre cada galleta, aplastánolas un poco. Hornear durante unos 10-15 minutos, hasta que se hayan tostato un poquito. Esperar un par de minutos fuera del horno y dejar enfriar completamente sobre una rejilla.

Nut cookies

32 comentarios:

  1. Pues sí que es ciencia ficción que pasase eso en España. En Sevilla por ejemplo tenemos un estupendo carril bici que atraviesa toda la ciudad. Desde entonces hay "rifi-rafes" entre sobre todo peatones y ciclistas, y unos se echan la culpa a los otros de lo mal que lo hacen todo. Pues bien, yo he sido ciclista, peaton, y conductora al volante, y te puedo asegurar que el problema no es el carril bici en sí, sino más bien la poca o nada educación de la gente. Peatones andando tan tranquilos por el carril bici, molestando a los ciclistas que van por su carril sin meterse con nadie, ciclistas que en el centro, donde hay prioridad peatonal porque es peligroso debido a la densidad de gente tan grande que hay, yendo a toda leche y casi atropellándote, conductores que se saltan pasos de peaton y pueden atropellar tanto a unos como a otros,...Y lo peor de todo, la soberbia de cada uno de ellos, creyendo siempre que llevan la razón. En fin,... La receta me encanta, creo que es muy buena idea para aprovechar esos frutos secos que a veces no sabemos muy bien que hacer con ellos. Con unos buenos huevos camperos tiene que quedar estupendo. ¡¡Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf sí, hay peatones que también son para darles de comer aparte, y ciclistas... Lo peor es lo que dices, esa soberbia y esa cabezonería de que son ellos los que tienen la razón!
      Me alegro de que te gusten las galletas! :)

      Eliminar
  2. definitivamente sí, eso en España sería pura ciencia ficción mezclado con comedia jajaja. :) tus galletas como siempre me parecen espectaculares y como ya sabrás ya las he anotado, tengo una afición con tus galletas hija mía...jajaajaja :) no puedo evitarlooo. Un besuco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo encantada con que te gusten mis galletas, ya sabes que me hace mucha ilusión ver que puedo inspirarte y compartir mi pasión galletera, jajaja.

      Eliminar
  3. En España eso sería imposible, pero en mi experiencia de viaje por Alemania debo decir que tampoco lo veo muy probable allí, no son tan civilizados como nos quieren hacer creer, que allí cuando estuve parece que te pitan con el coche hasta por respirar. Ahora si es cierto que los alemanes obeceden y asumen. Aquí ponen un parque en un aparcamiento y tienes manifestación con acampada incluida en dos segundos.

    Y ahora a las galletitas, que son pura energía con tanto fruto seco, me gustan muchísimo. Te robo unas cuantas para la merienda.

    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Entonces el vídeo es ciencia ficción en todas partes, como sospechaba, jajaja. Aunque lo de obedecer las normas es verdad que se nos da peor aquí, en general al menos; lo de "hecha la ley, hecha la trampa" se nos da de maravilla.
      Coge todas las galletas que quieras :D

      Eliminar
  4. Qué bueno lo de la ciencia ficción! y si, lamentablemente tienes razón, la conducción aquí es muchas veces incívica y desesperante...hay que repartir galletas, jajaja, al menos las que nos traes, me parecen deliciosas igual así nos suavizamos y pensamos un poco mejor, que detrás del volante no lo parece.
    Por lo pronto me quedo con la receta, experimentar con diferentes tipos de harina me gusta mucho, y esta es ideal.
    Un besito guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No estaría nada mal llevar siempre una cesta de galletas encima y repartirlas a los conductores crispados, peatones incautos y demás fauna urbana, jajaja.

      Eliminar
  5. siempre hay gente que es un poco cafre y descuidada al conducir, yo de pequeña pasaba siempre por un semaforo y muchos coches lo cruzaban en rojo por la mañana, aunque hay que reconocer que los peatones a veces somos mas irresponsables, yo e visto hasta abuelos que por no andar 5m cruzan por donde no hay qe cruzar teniendo al lado un paso de peatones.
    Las galletas se ven superricas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es verdad, muchos peatones también somos descuidados, sobre todo he visto lo que comentas, gente mayor que cruzan por donde les da la gana y jugándose la vida de tal forma que no entiendes cómo han llegado a viejos!

      Eliminar
  6. Es verdad lo que cuentas, y más aún en Madrid.

    El padre de Soñador, que es alemán, cuando va a ver a su familia vuelve hablando maravillas de lo bien que se conduce en su país... pero yo creo que es porque va a un pequeño pueblo, es como si fuera al mío en Navarra, la gente es tranquila, nadie te grita, pero sospecho que Madrid será como Munich, Lisboa, París, Roma, cualquier capital del mundo, una jaula de locos que vamos sin mirar.

    Yo como no conduzco, no quiero juzgar que todo sería verme a mí... jejejeje.

    Me quedo con tus galletas, aunque ahora las que voy a hacer son unas que tienes de harina de centeno, que tengo excedentes que se van a enranciar si no les doy salida... compré demasiada, no sé por qué pensé que iba a hacer tanto pan negro, en fin.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En esto tienes razón, estas cosas se ven mucho más en las ciudades grandes. En Suiza igual, he podido comprobar que aunque en las ciudades grandes respetan algo más las señalizaciones y a los peatones, también hay irresponsables sueltos, pero en los pueblos la gente es mucho más civilizada.
      Galletas con harina de centeno, qué ricas! Me encanta el centeno en lo que sea :)

      Eliminar
  7. ¡Tienes toda la razón! Sobre todo lo de los intermitentes.

    A mi me paso un caso que me costó mi primer examen de conducir, en la ultima rotonda, al lado de donde terminaba el examen.
    Ese día había mucha circulación en esa zona, yo estaba esperando para meterme en la rotonda y en el carril de salida se estaba formando un poco de cola porque también da a la entrada de un supermercado. Pues bueno, cuando decido yo meterme porque no venía nadie, uno de los coches que tenían señalizado que iba a salir decidió seguir por la rotonda, así que tuve que parar en seco o nos la pegábamos. Obviamente el profesor toco los pedales y suspendí, menos mal que a la semana siguiente puede traérmelo, pero nunca se me olvidara.

    Ahora que me doy cuenta me he explicado fatal, pero vamos que te doy la razón. En fin..

    ¡Tus bocaditos tienen una pinta estupenda! Me comería ahora un par jajaja

    Un saludo,
    http://cocinaconann.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te has explicado de maravilla! Menuda putada (con perdón) eso que te pasó, en pleno examen, menos mal que luego aprobaste sin más problemas. Es que lo de las rotondas, cambios de carril e intermitentes es un caos en nuestro país, al menos en las zonas que yo conozco.
      Llévate un par de galletitas si quieres :D

      Eliminar
  8. Estas galletas están para comerlas ya , tendremos que ponernos manos a la obra,besos cris y laura

    ResponderEliminar
  9. pues aqui en Argentina tambien seria ciencia ficcion.la gente no hace caso de los semaforos-en ciertas ocasiones- y lo usa como un arma.hoy contaban sobre un padre que dejo que su hijo de 6 años conduciera un cuatriciclo y estaba con su primo,el primo murio-paso en Pinamar pero aqui tambien pasa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué triste eso que cuentas :(. Es una pena que ocurran accidentes así sólo porque la gente no respeta las normas y las señalizaciones, tanto conductores como peatones.

      Eliminar
  10. Qué burra se pone la gente cuando conduce, mi novio se exalta mucho sobre todo con el tema de los intermitentes y la gente que por prisa se cuela con toda la temeridad del mundo, y cuando le digo que no es para ponerse a gritarles me dice que ya me dirá él a mí cuando me saqué el carné. Jejejj...se me quitan hasta las ganas.
    Oye, es cierto que tienes buenísimas recetas, no sólo de galletas. Además con tu blog respiro de tanta exageración con las cantidades de azúcar de las vistosas recetas americanas que leo en otros blogs que sigo. Esta receta por ejemplo, genial para desayuno diario (si no te las comes todas de golpe, que por un día tampoco pasaría nada). Yo las veo muy saludables y así comemos frutos secos, ingrediente esencial de la dieta mediterránea que hay que incluir semanalmente ¿Sabíais que la dieta mediterránea es patrimonio de la humanidad? yo me enteré hace poco.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tengo el carné pero no conduzco, por Madrid me da miedo, jajaja. Es que lo de los intermitentes no lo puedo entender, si no cuesta nada usarlos!

      Muchas gracias por tu comentario sobre mis recetas! Me alegro mucho de que te guste mi estilo a la hora de hornear :). Yo de vez en cuando caigo también en recetas muy dulces llenas de calorías, pero en general intento recortar azúcares y grasas en las galletas y postres más "de diario". Los frutos secos son calóricos pero mucho más sanos, además me encantan :).
      Es verdad lo de la dieta mediterránea como patrimonio de la humanidad, leí la noticia hace poco!

      Eliminar
  11. Bueno, Liliana, si solo fuera tu barrio.... Sí, la gente no solo es que no sepa conducir, es que no tiene educación, es que pasa del de al lado, es que se cree que vive solo en el mundo.
    ¿No te ha pasado cruzar un paso de peatones porque se han parado coches, y que venga un listo por otro carril que en lugar de hacer lo mismo, tenga que pasar en tu cara? Pffff
    Y la gente con los intermitentes, que quiero girar, pues giro cuando me da la gana.

    Pffffffff, me pongo mala, Liliana, no saques estos temas :P

    ¡¡Qué taza más mona!! Con esa cantidad de frutos secos y esa textura gruesa, tienen uque estar buenísimas.

    PD: ¿He dicho ya que la taza es monísima?
    PPD: Bueno, y la cuchara, ¡ qué narices! :P

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veo que he sacado un tema peliagudo, jajajaja. El gran problema es ese, que la gente se piensa que es el ombligo del mundo y todos los demás giran a su alrededor.
      La cucharita es un regalo de mis padres de Holanda, y la taza la compré en el museo romántico! :)

      Eliminar
  12. qué pinta de panellets reloaded más buena! :9

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, mira que no he probado nunca los panellets pero sí muchas galletas que se parecen, aunque creo que estos bocaditos son algo menos dulces :)

      Eliminar
  13. Aiiinnn... ¡es lamentable! y lo peor es que no solo es en la conducción sino que va más allá del volante...
    No te puedes imaginar ¡lo que me han gustado estas galletas!, me chiflan los frutos secos, la textura y el sabor que aportan es delicioso pero con algunos de ellos debo tener extremo cuidado por las alergias. ¡Absolutamente ricas ;)!. Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Iratxe, me encantan que te gusten! :) Ya sabes que yo soy también muy fan de tus recetas especiales para alérgicos :)

      Eliminar
  14. Un rico dulce siempre cae bien en cualquier momento, y más aún cuando se degusta una receta postre después del almuerzo o la cena. Por eso sólo entra ya aquí y podrás encontrar multiples receta postre para endulzar tu paladar http://bit.ly/18blcXa

    ResponderEliminar
  15. Mmmh deliciosa esta receta !! Que gusto, que sabor!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Naroa, sírvete tú misma si quieres, que todavía quedan unas pocas :)

      Eliminar
  16. ¡Hola! Acabo de descubrir tu blog y no te puedes imaginar lo identificada que me he sentido contigo jajajajaja Yo vivo en Inglaterra y cuando voy a correr me pasa igual. Una de las razones es que en la mayoría (graaaaan mayoría) de cruces la prioridad aquí la tiene el coche y no el peatón, a menos que en el cruce haya dos palitos negros y blancos que indican que la prioridad la tiene el peatón.... (dice la leyenda que hay gente que los ha visto...)
    Las galletas tienen una pinta genial. Me quedo por aquí.

    Un besito

    ResponderEliminar
  17. Pues no se que tal irá el caracter alemán, pero como dices, eso aquí es pura ciencia-ficción. Te cuento una casuística que se te ha pasado.... Vivimos delante de un colegio, y a la hora de dejar a los niños, el 90% de los padres que van en coche, aparcan en doble fila bloqueando lo de los vecinos, pues bien, no se te ocurra tocar el claxón, porque los padres se quedan charlando una vez que ha sonado el timbre, no se te ocurra poner cada de enfado con el que a las 9,15 aun no ha quitado su coche, porque encima eres una exagerada, ya no te digo llamar a la grúa para que se lo lleve............. en fin, nuestro maravilloso país.

    Por otro lado las galletas tienen una pinta etupenda!!
    Besos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...