01 agosto, 2007

Paréntesis indio: Jaipur Palace

Mañana por fin parto hacia centroeuropa! Desde luego es el mejor momento ya estos últimos días tenemos un verano caluroso de verdad. Hoy toca un poco de estrés pre-viaje; hemos pasado por la ciudad para coger unas cosas así que aprovecho para actualizar el blog :)

El año pasado descubrimos al lado de la entrada de Balsicas, junto a varias naves de almacenes y cash&carry, un restaurante indio llamado Jaipur Palace. Nos llamó muchísimo la atención así que el sábado pasado aprovechamos que lo tenemos al lado de nuestra casa del campo para no tener que cocinar un día. Además, me encanta probar cocina de otros lugares ^^
Es la segunda vez que voy a un indio, la primera fue en Londres (qué típico, hay cientos) donde probé un menú vegetariano con cosas que no sé qué eran pero estaba todo delicioso.

El restaurante no es muy grande pero creo que tiene segundo piso. Su horario está un poco adaptado al de los turistas extranjeros que nos están invadiendo por lo que es preferible ir pronto. Por dentro tiene la típica decoración que se puede esperar de un indio, con personal indio sin problemas de idioma. Algunas noches hay baile de danza del vientre.


La carta es bastante extensa, lo que fue un problema ya que sólo éramos tres y queríamos probar todo. Conclusión: hay que volver con algún estómago más para seguir catando. Entradas, sopas, ensaladas, muchos platos variados a elegir con pescado, gambas, cordero o pollo, otros tantos platos principales típicos, arroces, vegetarianos, distintos panes y postres.

Como aperitivo por cuenta de la casa sirven una especie de tortitas finitas crujientes, tipo nachos pero sin sabor, para mojar en tres deliciosas salsas: mango (dulce), menta (deliciosa, y eso que no me gusta la menta) y otra ligeramente picante. Cuidado que vician.
No teníamos mucha hambre (error) así que sólo una entrada: gambas al curry. Muy bueno.


Como platos principales pedimos:


Pollo
con mango y coco; gran mezcla de sabores que ya hemos usado en casa alguna vez, pegan muy bien con el pollo y es perfecta para mojar pan. Sin embargo mi padre se arrepintió luego porque hubiera preferido algo más "exótico".







Pollo Bartha, con aspecto de pisto, una deliciosa mezcla de trocitos de pollo con berenjenas asadas y varias verduras más muy bien condimentadas.






Palak con pescado
(emperador); la salsa es a base de espinacas y tomate. Estaba riquísimo, lo malo es que es algo picante (no lo avisa la carta), no mucho y le da más gracia al plato, pero no tolero demasiado bien las cosas picantes.







Mis padres querían arroz como guarnición y la carta ofrece varias opciones. Pidieron un arroz con verduras pero al camarero le pareció que era poco así que compartimos también un arroz con coco.





Sobró bastante, yo ya me lo imaginaba :P Eso sí, ambos riquísimos, podría haber comido sólo arroz, sobretodo del segundo, con coco, pasas, almendras, cilantro, muchas especias... muy muy aromático. Además probamos un pan naan llamado peshawari, relleno con especias y frutos secos, otro vicio peligroso.

Me hubiera gustado probar alguno de esos postres con nombres exóticos, pero no nos cabía nada más ^^U. Tres cafés y listo.
Cuando pides la cuenta te traen unas semillas de anís recubiertas con azúcar de colores que limpian la boca y ayudan a la digestión (y además están muy ricas :P).
Todo esto, más 1 litro de agua (en Murcia no se puede pedir del grifo) y tres cervezas salió por algo más de 55€.
Salimos bien satisfechos y con ganas de volver a probar muchas más cosas :).

El restaurante se encuentra en un polígono, salida de Balsicas de la autovía Murcia-San Javier en la avenida Lagos de Covagonda (me gustaría saber por qué pusieron ese nombre en un lugar así).
Madre mía, cómo se me van los dedos escribiendo cuando no puedo actualizar con frecuencia! Perdonad por el rollo ^^U.
Bueno, a ver si puedo actualizar desde Suiza; que paséis un buen mes de agosto!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips